viernes, 1 de julio de 2016

Calabacín luna relleno (sin bechamel) - VERDE SOBRE VERDE


   ¡Hola, gente bonita! Echaba tanto de menos escribir por aquí que ahora no sé ni cómo empezar. Todos sabemos que nuestra vida profesional, a veces, se impone sobre nuestros ratitos libres, pero eso no ha impedido que recopilara muchos sabores de arte para que los disfrutéis igual que yo.

   Hoy os traigo una receta sencilla, sabrosa, bonita y mediterránea ¿Cómo no iba a traer cosas de mi tierra y de ese clima tan agradable? ¡Empezamos!







Procedimiento:

1. Le cortamos la parte de arriba a los calabacines y lo vaciamos con ayuda de un cuchillo para contornear el perímetro y luego de una cuchara. Estos calabacines son muy carnosos y  tiernos; se hace con facilidad y un poco de paciencia. Reservamos tanto la piel como la carne.

2. Empezamos con el relleno: rociamos un chorrito de aceite de oliva en la sartén, picamos los ajos y los echamos. Cuando empiecen a coger color, echamos la carne junto con la sal y el orégano. Aquí puedes agregar las especias que más te gusten para que se incorporen  a la carne.

3. Cuando la carne esté marcada, pero aún no esté cocinada, le agregamos la carne del calabacín.

4. Rallamos los tomates (con zanahoria también queda muy bien) para que se hagan antes (con piel incluida) y lo unimos al resto. En este momento, bajamos el fuego y esperamos a que se evapore un poco el agua.

5. Mientras se termina de hacer el relleno, ponemos agua a hervir en una olla y cocemos la piel durante 2 minutos.

6. Cuando ya se haya evaporado gran parte del agua de las verduras del relleno, comprobamos si está bien de sal y apagamos el fuego.

7. Sacamos los calabacines huecos, los ponemos en una fuente apta para horno y rellenamos. Aquí os pongo una foto para que veáis el color tan bonito tenía el relleno y que no hace falta bechamel para que quede muy sabroso.



   8. Por último, coronamos los calabacines con queso y un poco de orégano. Si os apetece, podéis gratinarlo en el horno unos instantes como hice yo.

   A mí me gusta acompañar mis comidas con algún alimento crudo o ensaladas. Por ello, les hice un nido de lechuga iceberg y cebolleta aliñadas con aceite de oliva, sal y vinagre balsámico de Módena (creo que últimamente se lo intento echar a todo jaja.)

    Espero que te guste, que lo intentes y que lo disfrutes igual que yo. Si te gusta cocinar o/y quieres compartir alguna recetas con nosotras, sólo tienes que poner en la foto #cocinamosabor mencionando El sabor del arte en instagram o twitter  , en nuestra página de facebook o puedes enviarnos un correo a lsabordlarte@gmail.com . También puedes enviarnos propuestas.

   Te deja un sabor de arte,







No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Pon un poquito de tu arte :)